VICTORIA'S SECRET Y EL NEGOCIO DEL SIGLO

Para los que extrañamente aún no la conozcan, Victoria's Secret es una compañía estadounidense que diseña lencería y otros productos de belleza femenina.



La empresa fue fundada por Roy Raymond en el año 1977, en San Francisco, California. Por aquel entonces, Roy era alumno de la Escuela de Negocios de Stanford  y al igual que muchos otros hombres, sufría gran vergüenza cuando se enfrentaba al hecho de comprar lencería para su mujer en los grandes almacenes. Fue entonces cuando Roy decidió aplicar sus conocimientos empresariales en un modo diferente de vender lencería.

El Señor Raymond, comenzó su aventura empresarial obteniendo un préstamo bancario de 40.000 dólares y otros 40.000 que recolectó de sus parientes. Abrió su primera tienda en el centro comercial de Stanford y la complementó con un catálogo de venta por correo. Más adelante abrió tres tiendas más. Victoria’s Secret había nacido.

Las tiendas estaban orientadas a crear un ambiente confortable para el hombre que acudía a comprar lencería para su pareja. Paredes de madera, detalles victorianos y unos dependientes de lo más amable y servicial. En vez de disponer todos los sujetadores y bragas de todas las tallas en estantes, tal y como hacían los grandes almacenes,  mostraba conjuntos únicos y exclusivos expuestos en unos marcos en las paredes. Así , los hombres podían curiosear los diferentes estilos y después los dependientes les ayudaban a estimar la talla apropiada de los modelos que la tienda tenía en stock.

A pesar del éxito, el control financiero de Raymond no era igual a su creatividad. En el 1982 la compañía The limited compra la marca, las tienda y el catálogo de Victoria's Secret a su fundador por 4 millones de dólares. Lo curioso y nada gracioso para su fundador, fue que ocho años después, Victoria's Secret se había convertido en la mayor minorista americana de lencería alcanzando unas ventas de 1.000 millones de dólares.

En 1993, Roy Raymond, abrumado por su fracaso en los negocios, se suicidó saltando desde el Golden Gate, en San Francisco.

Gracias Sr. Raymond por bajar esos ángeles del cielo.

7 Responses so far.

  1. Eli says:

    Conocía la historia, que hombre tan desgraciado... :(

  2. :O VICTOOOOORIIAAAAA'S SECRET!!! ^^

  3. ¡¡¡Madre míaaaa!! BONITA FOTO ;D gracias sr raymond por traernos esos ángeles de cielo, ¡¡gran verdad!!

  4. Edgar J says:

    Esooos angelitooos jajajjajajaa

  5. Marc Treserra says:

    Àngels del cel! O.O Aquestes si que s'acosten més al meu ideal d'àngel.

  6. Coneixia el tema de la mala venta d'aquest home, però desconeixia la seva mort! Potser que no fos sols per causes de negocis.

Leave a Reply